Creando hábitos desde cero

Publicado por monpaper team en

¿Te ha costado crear hábitos? ¿Empiezas pero no sigues? Esta info es para ti 💖


Photo by Estúdio Bloom on Unsplash


Implementar un nuevo hábito en nuestras vidas puede ser algo súper inspirador y motivador, pero tienes que saber que en la mayoría de los casos, la motivación no es suficiente. James Clear, el autor de 
“Hábitos Atómicos”, define a los hábitos como pequeñas acciones o decisiones que tomamos cada día. Pequeños pasos que pueden convertirse en un gran cambio para ti.

Esta definición nos parece muy acertada, ya que nos da a entender que el implementar un nuevo hábito implica también realizar pequeños cambios en nuestra rutina y que por más buenos / positivos que sean, en algún momento podrían llegar a sentirse como trabajo. Y realmente así es, los hábitos son un trabajo constante. Un trabajo que tu vas a decidir cada día si quieres hacer o no. 

¿Te ha pasado? Empiezas a ir al gimnasio súper motivada y después de 2 o 3 semanas ya no quieres ir. Empiezas a comer más balanceado y después de un tiempo haces a un lado ese balance. Esto pasa cuando tus hábitos se basan en la motivación pasajera y no tienes tus objetivos bien definidos. Así que olvídate de esa idea que se necesita cierta cantidad de días para que se forme un hábito, lo que realmente se necesita es un objetivo y saber lo que ese objetivo va a aportar a tu vida.

Hablemos de motivación

La motivación nace de la percepción de querer cambiar o agregar algo a tu vida. Es un proceso interno que tiene como fin el cumplimiento de un objetivo.

Generalmente, cuando agregamos algo nuevo a nuestra vida nos emociona y nos genera sentimientos cool, por lo que es común que la motivación sea el elemento clave para que realices tu nuevo hábito durante los primeros días. Con el pasar del tiempo, esta motivación empieza a desvanecerse o no está tan presente como antes, es aquí en donde entrarán al rescate tu disciplina, tus objetivos y sobre todo tu organización. 

¿Cómo podemos hacer para mantener la motivación?

Ahora que sabemos que depender únicamente de la motivación para tratar de mantener un hábito no es suficiente, te queremos dar algunas ideas o tips para que puedas llevar un sistema de organización efectivo y que tu disciplina permanezca a pesar de todo.

Pero antes de que sigas leyendo, queremos recordarte que es súper normal que la motivación se vaya y es normal que haya días en los que no quieras hacer nada. ¡Eres un ser humano y el descanso también es importante!. Lo que tienes que hacer es aprender a aceptar los malos días y no permitir que definan toda tu semana o un momento específico de tu vida. Todo viene y va. Ten paciencia y confía en tu ritmo y en tu proceso.

Crea hábitos que se queden contigo con estos tips:

  1. Define tus objetivos: Está comprobado, tener una dirección clara te dará mucho más enfoque. Cumplir tus hábitos será mucho más fácil si tienes un objetivo que cumplir. No importa si es grande o pequeño, lo que importa es que lo tengas identificado y que sepas qué acciones tomar para poder cumplirlo.

  2. No te precipites: Es muy común que cuando estamos motivados, queramos agregar como 20 nuevos hábitos a nuestra vida, y al no ver resultados pronto, los dejamos ir. ¡No te precipites! Puedes utilizar la técnica de agregar máximo 2 hábitos por mes para que puedas enfocarte en cumplirlos y que se vuelvan parte de tu rutina antes de agregar más hábitos a tu vida.

  3. Ten paciencia: Convertirte en la persona que quieres ser requiere paciencia. La paciencia es CLAVE y necesitas estar dispuesta a esperar para obtener los resultados que quieres y cumplir tus objetivos. Recuerda que las cosas que valen la pena toman tiempo.

  4. Confía en tu proceso: Tu vida es solo tuya y debes vivirla a tu ritmo. No compares tu proceso con el proceso de los demás, todos somos diferentes y todos tenemos ritmos diferentes. Es lo más normal del mundo, que aburrido sería si todos tuviéramos el mismo camino, ¿no?

  5. Un día a la vez: Vivimos tan preocupados por el futuro y sintiendo incertidumbre por lo que podría pasar, que no nos damos cuenta de que el momento que estamos viviendo en el presente es precisamente lo que va a moldear el futuro. Deja de preocuparte por lo que pasará mañana y enfócate en vivir, disfrutar y sentir todo lo que está pasando hoy.

  6. Recursos / Herramientas: Apóyate utilizando herramientas que te ayuden a llevar un registro de tus hábitos o a planear tus objetivos. Puedes utilizar una agenda, una libreta, alguna app de hábitos o notas en tu celular o un habit tracker como este. Mantener visual tu progreso también funciona como motivación / inspiración para seguir trabajando por tus objetivos.

Hábitos que podrías agregar a tu vida para sentirte mejor:

  • Planea tu día la noche anterior: Tus actividades estarán mucho más claras y podrás organizar efectivamente tu tiempo.
  • Toma un vaso de agua al despertar: Una actividad fácil de agregar a tu rutina diaria y que te llenará de mucha energía para el día.
  • Establece un horario para dormir: Define tu horario tanto para ir a dormir como para levantarte. Apóyate con recursos como la función “bedtime” de tu celular y las alarmas. Además, dejar de usar tu celular una hora antes de dormir te ayudará a que tu tiempo de sueño sea de calidad.
  • Tiempo para disfrutar: Muchas veces pensamos que los hábitos tienen que ser actividades productivas o que impliquen cierto esfuerzo, pero noooo. También es importante agregar a tu rutina actividades que tengan como objetivo disfrutar el tiempo que pasas contigo misma. Ver una serie, dormir una siesta, pasear a tu mascota, etc.

En nuestra experiencia:

Ale nos platicó un poco acerca del hábito que ha aplicado con más éxito en su vida: El hábito con el que más fui constante fue el hábito de la lectura, lo que me ayudó a seguir con la constancia fue que permanecí en un club de lectura durante 1 año, en el cual conocí a personas muy cool e interesantes que tenían diferentes tipos de opinión y puntos de vista y era muy padre leer el mismo libro y al final platicar y obtener diferentes perspectivas de cada una de las personas.

Objetivo: Ser constante con la lectura
¿Cómo se logró?: Uniéndose a un club de lectura con personas con gustos similares.


Photo by Sincerely Media on Unsplash  

Si estás pensando en agregar nuevos hábitos a tu vida, te recomendamos utilizar nuestro habit tracker. Es un recurso gratis que creamos especialmente para ti, con la idea de que puedas visualizar tu progreso y darte cuenta de tu avance fácilmente. ¡Sabemos que puedes lograrlo! Nos vemos en el blog post del próximo domingo.

Publicación más reciente →